Primeros cristianos

De Jesus de Nazaret
Saltar a: navegación, buscar

Visión cristiana

Entre los primeros cristianos había diferentes visiones de Jesús. Los ebionitas, una comunidad de cristianos judíos, creían que Jesús era el último de los profetas y el Mesías. Pensaban que Jesús era un hijo nacido de forma natural de José y María, y rechazaban por tanto la virginidad de María. Los ebionitas eran adopcionistas: creían que Jesús no era divino sino que se convirtió en hijo de Dios en su bautismo. Rechazaban las Epístolas de Pablo, afirmando que Jesús mantenía la Ley Mosaica y quería que sus seguidores hicieran lo mismo. Sin embargo, pensaban que la crucifixión de Jesús era el último sacrificio y ya no eran necesarios más sacrificios animales. Debido a esto, algunos ebionitas eran vegetarianos y consideraban que tanto Jesús como Juan el Bautista también lo eran.[1]

En el Gnosticismo, se dice que Jesús trajo del mundo espiritual el conocimiento secreto (gnosis) necesario para la salvación.[2] Sus enseñanzas secretas eran caminos hacia la gnosis, y no la gnosis en sí misma. Mientras que algunos gnósticos eran docéticos, otros creían que Jesús era un humano que llegó a ser poseído por el espíritu de Cristo durante su bautismo.[3] Muchos gnósticos creían que Cristo era un Aeon enviado por una deidad más elevada que el demiurgo maligno que creó el mundo material. Algunos gnósticos pensaban que Cristo tenía un syzygy (un alter ego divino) llamado Sofía. Los gnósticos tenían tendencia a interpretar los libros incluidos en el Nuevo Testamento como alegorías, y algunos interpretaban al propio Jesús como una alegoría. También utilizaban otros textos que no llegaron a formar parte del Nuevo Testamento canónico.

Los marcionistas eran gentiles del siglo II que seguían al teólogo cristiano Marción de Sinope. Creían que Jesús rechazó las Escrituras Judías, o al menos las partes que eran incompatibles con sus enseñanzas.[4] Al ver el brusco contraste entre el Dios vengativo del Antiguo Testamento y el Dios amoroso de Jesús, Marción llegó a la conclusión de que el Dios judío y Jesús eran dos deidades distintas. Como algunos gnósticos, los marcionistas veían al Dios judío como el creador maligno del mundo y a Jesús como el salvador del mundo material. Pensaban que Jesús no era humano sino un ser espiritual totalmente divino cuyo cuerpo material, y su crucifixión y muerte, eran ilusiones divinas. Marción fue el primer cristiano antiguo conocido que creó un canon bíblico, que consistía de diez epístolas Paulinas, una versión del Evangelio de Lucas (posiblemente sin los dos primeros capítulos que se encuentran en las versiones modernas, y sin referencias a los judíos),[5] y su tratado sobre las Antítesis entre el Antiguo y el Nuevo Testamento. El marcionismo fue declarado una herejía por los cristianos proto-ortodoxos.

Los montanistas en el siglo II y Sabellius en el siglo III enseñaban que la Trinidad no representaba a tres personas sino a una única persona en tres "modos".

Relacionado con: ¿cómo veían a Cristo los primeros cristianos?, ¿los gnósticos creen en Jesucristo?, ¿quiénes eran los ebionitas y marcionistas?

Notas

  1. Ehrman, Bart D. Cristiandades perdidas, Oxford, 2003, p. 102.
  2. McManners, John, ed., Historia Ilustrada del Cristianismo, Oxford: Oxford University Press, 1990, pp. 26-31.
  3. Ehrman, Bart D. Cristiandades perdidas, Oxford, 2003, p. 124-125.
  4. Wace, Henry, "Comentario sobre Marción", Obtenido el 16 de Abril de 2007
  5. Ehrman, Bart D. Cristiandades perdidas, Oxford, 2003, p. 103, p. 104-105, p.108